jueves, 5 de marzo de 2015

Volver

Mañana salimos para Buenos Aires. Siento que con cada uno de los muchos kilómetros que pateamos con IC -varios de los cuales hicimos llorando-, procesamos un poquito más toda esta aventura llamada Emilia, con todo lo hermoso y todo lo terrible que conllevó ese bellísimo pedacito de vida. Pero también siento que con esta lejanía pusimos entre paréntesis la vida allá, con el normal curso de las cosas. "Enfrentar" es lo que se me viene por delante, y me asusta.
El lunes se viene la vuelta a la oficina después de siete meses de ausencia y la ansiedad se resfriega las manos... De solo imaginarme un montón de gente a la que le importo NADA haciéndome preguntas por puro morbo me desmayo. No lo digo por mis compañeros de oficina que son el amor personificado, sino por toda esa gente con la que uno habla por teléfono, trabaja free lance, etc. y que mi mente jodida se imagina preguntando por mi amada Emilia mientras se pinta las uñas detrás de un mostrador. Ya sé que no va a ser así. Ya sé que seguramente mis compañeros advirtieron a todo el mundo. Seguramente nada va a ser tan terrible, pero qué ansiedad...

14 comentarios:

  1. si así es, enfrentar, he aprendido a responder solo que quiero. si imagino lo peor y luego me doy cuenta que nada de eso pasa. SI aprendí a ser amable , amorosa y paciente conmigo en momentos de duelo, los demás que esperen. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tenés razón Gabriela, me hiciste ver un punto importante con eso de "ser amable, amorosa y paciente conmigo en momentos de duelo".
      Gracias. Abrazo!

      Eliminar
  2. Te mando abrazo grande! Vas a poder con eso también. Y vas a estar mejor. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Mucha luz para tu regreso, preciosa! Ya verás como todo se irá acomodando. A veces los fantasmas de la mente son peor que la realidad misma.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Confirmadooo, mis fantasías superan la realidad :)
      Abrazo!

      Eliminar
  4. Te mando toneladas de cariño... y un abrazo enorme. Sigo pensando en vosotros, al otro lado del mar.

    Un besito, preciosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alba, bella, y mucha fuerza y amor para ustedes!!

      Eliminar
  5. Os sigo mandando todo mi cariño. Animo en el regreso...

    ResponderEliminar
  6. Hola. A mi cuando me preguntaban sobre mi bb contestaba con educación y voz suave: no quiero hablar de eso ahora. Por lo general la gente lo entiende y cambia el tema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, estoy en eso, en la redacción mental de una frase adecuada...

      Eliminar
  7. No te angustias. Habrá gente que lo haga por morbo, pero la mayoría te lo preguntará con el corazón en un puño. Piensa que somos muchos, (gente de todo el mundo, yo misma desde España), que os hemos seguido todo este tiempo, que hemos reído y llorado, (mucho) con vosotros tanto, que ya os llevamos en el corazón para siempre. Si eso ocurre con gente como yo, que no nos hemos visto ni nos veremos nunca, con la gente que rodea va a ser igual. Y si no te apetece hablar, lo dices... cualquiera lo entendería. Te mando mucha fuerza y un abrazo grande. Eres mi heroína. Por valiente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me hiciste llorar (bueno, no es gran mérito hoy día, jaja). No, en serio, me emocionó mucho tu comentario. Gracias por tus palabras.

      Eliminar